Haikus (poemas)

Cada cultura tiene sus propias maneras de manifestar sus creencias e idiosincrasias. Japón, por supuesto, es un gran ejemplo de esto. Con sus expresiones particulares, se han convertido en referentes de lo más refinado y metafórico. De hecho, es una de las culturas más veneradas desde el lado occidental.

Obviamente, también cuentan con sus propios formatos literarios y uno de los más difundidos son los haikus. Se trata de poemas cuya característica principal es la brevedad, además de la distribución silábica, que es de 5, 7 y 5. Si bien la mayoría se refiere a la naturaleza y a la descripción de escenas de todos los días, también hay con frases de amor para enamorar que suelen ser dedicados en tarjetas.

Haikus de amor

Noche cerrada,
incierta… Llegas tú.
Se hace la luz.

En la bruma tristemente
dos que caminan fundiendo
en uno sus corazones.

Los sentimientos
son inocentes como
las armas blancas.

Tu nombre tiene
el tinte de los sueños
que siempre vibro.

Ver más: Los mejores poemas para dedicar

Haikus de primavera

Ved, bajo la lluvia de primavera,
la entrevista de ese abrigo
y ese paraguas.

Abre la puerta.
Entra la primavera
siempre sonriente.

Bailan sincronizadas
las hojas del castaño;
brisa primaveral.

La primavera
deleita con sus flores.
Perfuma el alma.

Haikus para niños

La mariposa
recordará por siempre
que fue gusano.

“Ven, ven”, le dije,
pero la luciérnaga
se fue volando.

Un viejo estanque;
al saltar una rana,
ruido de agua.

De noche, a veces,
amargas me visitan
las lagrimitas.

Haikus graciosos

Libélula,
estoy en pelotas,
a ver dónde vas a posarte…

Viajo al río
resbalón imprevisto
vuelvo mojado.

Mientras conversan
el abuelo y la abuela
se tiran pedos.

Haikus tristes

Si en el crepúsculo
el sol era memoria,
ya no me acuerdo.

La vieja mano
sigue trazando versos
para el olvido.

Bate las alas
la joven mariposa.
No sabe volar.

Fuerte ventisca
se lleva las promesas
nunca cumplidas.

Ver más: Las mejores frases motivacionales

Haikus de Octavio Paz

Sobre la arena,
escritura de pájaros,
memorias del viento.

Hecho de aire
entre pinos y rocas
brota el poema.

Hecho de aire
entre pinos y rocas
brota el poema.

Sobre la arena:
escritura de pájaros.
Memoria del viento.

Haikus tradicionales

Luna llena de otoño,
he vagado toda la noche
alrededor del lago.

¡Ah, el mendigo!
El verano lo viste
de tierra y cielo.

De madrugada,
hablando con las flores
una mujer sola.

La mariposa revolotea
como si desesperara
en este mundo.

Haikus de Matsuo Basho

Jirones de espuma
de las olas rotas
tórnanse gaviotas.

Pronto se va la primavera,
lloran los pájaros y hay lágrimas
en los ojos de los peces.

¡Este pimiento rojo
debería haber sido
siempre verde!

De frente a las azaleas
una mujer prepara
bacalao seco.

Haikus raros

Hadas marginales
asaltan con cuchillos
a peatones anormales.

A veces pasa.
Alguien más te habita
y vos no estás.

nariz de un delfín
perfora de súbito
el cielo del mar.

Húmeda calma,
se ensimisma agridulce
la manzana.

Haikus románticos

Por tu cariño
veo todo posible,
estás conmigo.

En la esquina
nos volvimos atrás.
Y otro beso.

busco tu calor
y me quemo el alma
con los pies fríos.

Primer amor.
Se arriman al farol,
cara con cara.

Ver más: Leé y redactá las mejores cartas de amor!